Soluciones

Lo lógico en cada negocio es convertir al consumidor en cliente.

Pero para que el cliente repita, tiene que ver en nuestro establecimiento un lugar en el que satisfacer algo más que sus necesidades básicas. Usando las estrategias de fidelización correctas, conseguiremos que el consumidor puntual pase a ser un cliente habitual. El reto está en convertir los establecimientos en espacios que faciliten un rápido ojeo. Hay que buscar que el potencial cliente se sienta a gusto. Hay que brindarle lo que quiere y no sólo lo que necesita. Permitir que circule con comodidad por la tienda. Así conseguiremos que nos visite con más asiduidad y que, consecuentemente, se generen más opciones de compra.

Para ello, se han elaborado una serie de estrategias de merchandising. Buscan aumentar la rentabilidad en el punto de venta. Por eso es importante presentar el producto o servicio al cliente final en las mejores condiciones. Hacer sentir especial al comprador es una baza que no se puede desperdiciar. Hay diferentes modos de recompensar su fidelidad.

Para ello en GLOBAL STAMP hemos elaborado planes estratégicos de fidelización adaptados a cada grupo, con diferentes características y usando las últimas técnicas digitales, para aprovechar al máximo los recursos en beneficio de un resultado óptimo.

Centros comerciales

Franquicias

Supermercados

Red de establecimientos propios

Clubs y asociaciones

Discotecas

SUBIR